[Fuera de Zaragoza] La casa de los títeres. Septiembre

Casa de los Títeres, de Los Titiriteros de Binéfar
Casa de los Títeres, de Los Titiriteros de Binéfar

,

• Fecha: Temporada en la Casa de los Títeres. verano 2020

• Descripción: Desde hace años, los Titiriteros de Binéfar andaban buscando un lugar idóneo para materializar su sueño: un teatro propio con residencia para invitar a artistas y colaboradores a crear en un entorno tranquilo y sugerente con una exposición permanente de sus propios títeres y de los que han ido recogiendo en sus viajes por el mundo.

.

Este proyecto se materializó en Abizanda, en la Comarca del Sobrarbe, donde asentaron su Casa de los Títeres, que comprende un espacio al aire libre, en la era, una exposición en las antiguas falsas, habitaciones y un teatro estable para un centenar de personas. Allí, durante verano, dan funciones de sus espectáculos, estrenan sus nuevas creaciones y reciben a compañías hermanas de otros lugares.

Os dejamos el programa por fechas, y al final de la ficha tenéis la sinopsis de las obras.

PROGRAMA septiembre 2020

 

Además, la entrada incluye visita al museo (una hora antes de la función). Imprescindible comprar la entrada a través de la web.

Hay que llevar mascarilla.

,

• Edad recomendada: público familiar
• Lugar: La Casa de los Títeres – Abizanda (Huesca) – 974 428 218
• Hora:  consultar horario funciones en la ficha
• Organiza: Titiriteros de Binéfar
• Precio:  10 € web(menores de 2 años gratis)
• Más información: 974 428218 www.lacasadelostiteres.com

abizanda

Las obras:

Antón Retaco

María Luisa Gefaell (Premio Nacional de Literatura 1952) publicó en 1955 un precioso libro para niños: Antón Retaco. La vida de una pequeña compañía de artistas ambulantes retratada con la mirada tierna y amable de Antón, un niño enano. La troupe que recorre los caminos de Castilla está formada por la también enana Doña Martita Gorgojo, madre de Antón, su padre el levantador de pesos Don Plácido Recio, el caballo Cascabillo, la mona Carantoñas y los perritos sabios Can-Can y Tuso, a ellos se añade un sacristán con alma de artista, “el tío Badajo”. El relato constituye un canto a la vida libre, al teatro popular, al valor de las cosas sencillas y a la mirada limpia, poética y amable sobre las cosas.

Cómicos de la lengua

“¡Que empiece ya…” cantan los niños reclamando lo que sin duda les pertenece: teatro de títeres. Así empezamos nosotros también estos tres cuentos de amores mestizos que hablan de gitanos y payos, pero también de gatos, ballenas, gusanos y mariposas. ¡Que empiece ya!

El la boca del lobo

Canciones que se transforman en títeres, cuentos cuyos personajes deciden cambiar de destino, juguetes que cobran vida. Escucharéis el romance del Bandido Cucaracha, pero también debéis acertar adivinanzas para comprobar que el enigma toma cuerpo y sabréis si el artista es capaz de improvisar una nana. Todo ello aderezado de zorras, lobos, brujas y gigantes: la sal de los cuentos.

Chorpatélicos

Juegan con poesías y canciones de poetas consagrados: Federico García Lorca, León Felipe, Rafael Alberti, Gloria Fuertes y Vainica Doble. Textos que pueden parecer no aptos para los más menudos pero que lo son, pues contienen claves que las hace cercanas a la sensibilidad de los más pequeños.

¡Ah!… “Chorpatélico” se lo dijo Federico García Lorca a un niño divertido que se encontró en la calle: ¡Que Chorpatélico eres! Pues eso.

 

 

 

 

Comparte: